¿Sientes que pierdes el control en conductas de juego, sustancias, agresividad, ataques de ira o mentiras?

Los trastornos del control de impulsos tienen en común el fracaso por parte de la persona en controlar el impulso de llevar a cabo un acto que supone un daño para sí misma o para los demás, la sensación creciente de tensión o activación antes de llevar a cabo el acto, y la experiencia de placer o liberación en el momento de consumar el acto.

A veces las emociones intensas, ya sean agradables o desagradables, nos llevan a poner en práctica conductas que tienen efectos negativos sobre nosotros mismos o sobre nuestro entorno:

  • Conductas de juego patológico o ludopatía
  • Agresividad hacia los demás o incluso hacia uno mismo
  • Ira excesiva
  • Morderse las uñas
  • Mentiras 

Síntomas del trastorno del control de impulsos

La sintomatología esencial consiste en el fracaso en resistir el impulso, deseo o tentación de llevar a cabo algún acto que es dañino para el propio sujeto o para los demás. Ocurriendo además con una sensación creciente de tensión o activación antes de llevarlo a cabo. En el momento de consumar el acto el individuo siente placer, gratificación o liberación, sin embargo, después puede haber sentimientos de pena, culpa, autorreproche, etc.

¿Cuándo buscar ayuda profesional?

La terapia psicológica puede enseñarnos estrategias para manejar situaciones que conducen a este tipo de conductas, a través de la regulación de las emociones que nos generan.

¿En qué consiste la terapia?

Una terapia psicológica es básicamente un entrenamiento. Lo primero que hacemos es evaluar, es decir, conocer todos los aspectos e información relacionados con tu problema. Una vez se haya evaluado lo que te causa malestar, te explicaremos en qué consiste tu problema y qué técnicas y estrategias te vamos a enseñar para ayudarte a sustituir aquello que aprendiste y que ahora te crea problemas por otras conductas (formas de pensar, sentir o actuar) más adecuadas que ayuden a sentirte mejor.

Las técnicas que utilizamos son técnicas cognitivas y conductuales. Se llaman así porque, su objetivo es actuar sobre los pensamientos y las conductas inadecuadas que nos crean problemas emocionales.

Estas técnicas se apoyan sobre un marco científico, lo que significa que está comprobada su utilidad y eficacia en los distintos problemas psicológicos. Hoy por hoy es el tratamiento psicológico que arroja mejores resultados a la hora de enfrentarnos a un trastorno psicológico.

¿Cuanto dura la terapia?

Esta terapia está clasificada como una terapia de duración breve. En comparación con otro tipo de terapias, nos centramos en el presente (aquí y ahora), su eficacia está avalada científicamente por la APA (American Psychological Association).

La terapia psicológica es un proceso de cambio y como tal, la duración de la misma es variable en función de los objetivos que pretendan alcanzarse y de las dificultades que se presenten en ella. Por lo general, la forma de trabajo establecida desde este gabinete implica una periodicidad semanal/quincenal con sesiones de 60 minutos.

Al tratarse de un trabajo personal, la duración también se verá influida por el ritmo que el propio individuo quiera ir marcando conforme a sus avances personales y a sus propios requerimientos de expresión de emociones, entrenamiento en técnicas, afrontamiento de dificultades, nivel de afectación, áreas implicadas en el problema, etc

¿Qué precio tiene la terapia?

El precio de las sesiones de psicoterapia está establecido en base a las directrices que marca el Colegio Oficial de Psicólogos  y es de 50€  la sesión individual presencial.

¿Necesitas ayuda profesional?
SentirMejor.com, Gabinete de Atención Psicológica, ofrece servicios profesionales de Terapia Psicológica en Vigo. Si necesitas ayuda profesional añade tus datos para concertar una sesión.